¿Cómo saber si soy infértil?

Ago 13, 2020

Si estás teniendo dificultades para quedar embarazada o te está tomando más tiempo de lo que esperabas, posiblemente se te ha pasado por la cabeza que quizás tu pareja o tú son estériles. Tranquila, antes de entrar en pánico infórmate acerca de los distintos problemas de fertilidad y cuáles podrían ser sus síntomas.

La infertilidad/esterilidad es la dificultad para lograr o mantener un embarazo, ya sea por algo específico presente en la mujer o el hombre, o debido a una causa indeterminada. Esta condición afecta a millones de parejas alrededor del mundo.

Existen muchas causas posibles y tratamientos disponibles, que dependen de cada caso específico. Lo bueno es que la mayoría de los casos diagnosticados y tratados logran concebir con éxito. 

¿Crees que tu pareja o tú son infértiles? Aprendamos un poco más del tema primero.

¿Esterilidad = Infertilidad?

Primero, lo primero. Para quedar embarazada deben existir los siguientes factores

  • Debes ovular: los ovarios deben liberar un óvulo (ovulación).
  • Necesitas esperma: se necesita un espermatozoide que ascienda por el cuello uterino e ingrese a las trompas de Falopio para fecundar el óvulo.
  • Debes tener relaciones sexuales regularmente, especialmente durante tu periodo fértil.
  • Tener trompas de Falopio abiertas y un útero normal, para que se desarrolle el embrión.

Cuando este proceso se interrumpe debido a alguna razón, es muy difícil que se logre la concepción. En estos casos se podría decir que hay problemas de fertilidad.

Los términos esterilidad e infertilidad se refieren a trastornos de la fertilidad humana y suelen usarse para lo mismo: incapacidad de crear una nueva vida. Sin embargo, hay algunas diferencias entre ellos:

– InfertilidadSe define como la incapacidad de llevar a término una gestación tras haber quedado embarazada. Es la imposibilidad de mantener un embarazo, ya que todos terminan en abortos espontáneos.

La infertilidad primaria se refiere a aquellas mujeres que nunca han conseguido finalizar un embarazo con un recién nacido vivo. La secundaria se atribuye a aquellas que ya han dado a luz pero luego no consiguen llevar a término un nuevo embarazo.

No siempre tiene que ver con la capacidad del útero de la mujer. Muchos casos de infertilidad son imputables al hombre o a causas que no se pueden identificar.

– EsterilidadProblema para concebir que puede tener diversas causas. Se diagnostica cuando, luego de un año de intentar el embarazo, no se consigue.

La esterilidad primaria se atribuye a aquellas parejas que nunca han logrado un embarazo. La secundaria se refiere a las que ya han quedado embarazadas, ya sea con un nacido vivo o aborto, y no pueden lograrlo nuevamente.

Síntomas

La esterilidad no tiene ningún síntoma fijo, sin embargo, hay ciertas señales que pueden indicar que hay un problema de este tipo:

  • Principal síntoma: incapacidad de quedar embarazada.
  • Dolor excesivo y/o sangrado excesivo durante la menstruación.
  • Períodos menstruales irregulares, poco frecuentes o inexistentes. Ciclo menstrual demasiado largo o demasiado corto.
  • Problemas hormonales como acné o crecimiento excesivo de vello.
  • Enfermedades de transmisión sexual como gonorrea o clamidia.
  • Enfermedades o problemas relacionados al sistema reproductivo.

Si reconoces alguno de estos signos descritos, acude al doctor y revisa la situación. Para esto es bueno acudir a una clínica especializada que ofrece servicios de diagnóstico y tratamiento.

Causas y factores riesgosos

Ciertos hábitos diarios y factores de riesgo se han asociado a problemas con el embarazo y mayor posibilidad de esterilidad. 

Estos pueden ser:

  • Consumo excesivo de alcohol y otras drogas
  • Tabaquismo: fumar tabaco de forma excesiva. Esto puede dañar el cuello uterino y las trompas de Falopio. También envejece los ovarios y aumenta el riesgo de aborto.
  • Comer alimentos no saludables, comer demasiado o muy poco. Consumir mucha cafeína.
  • Hacer poco ejercicio físico, o en exceso.
  • Edad de la mujer: la calidad y cantidad de los óvulos de una mujer disminuye con la edad. Cerca de los 40, la fertilidad empieza a decaer, lo que dificulta la concepción y aumenta el riesgo de aborto espontáneo.
  • Tener sobrepeso o muy bajo peso puede afectar a la ovulación regular.
  • Las infecciones de transmisión sexual también puede dañar las trompas, lo que puede causar problemas de fertilidad.
  • Endometriosis: ciertas enfermedades del cuello del útero pueden llevar a problemas de esterilidad. Una muy común es la endometriosis, que hace que las células del revestimiento del útero crezcan fuera de este.
  • Síndrome del Ovario Poliquístico: desequilibrio hormonal que afecta la ovulación.

Hay veces en que la infertilidad no tiene causa aparente. Puede ser por una combinación de varios factores menores en ambos miembros de la pareja que la cause inexplicablemente. 

Qué hacer para disminuir mis probabilidades

Si estás pensando en quedar embarazada, estos consejos pueden ayudar a optimizar la fertilidad:

  • Mantén un peso saludable. No realices ejercicio intenso de más de 5 horas a la semana, pues se ha asociado a una disminución de la ovulación.
  • Deja de fumar. El tabaco tiene efectos negativos en la fecundidad.
  • Reduce el estrés de tu vida diaria. 
  • Limita la cafeína a menos de 200 ml al día.
  • Acude al doctor si experimentas un ciclo irregular o muy doloroso. 

En caso de que sea difícil para la pareja concebir, se pueden utilizar métodos de reproducción asistida.

Shares
Share This