Cómo escribir un plan de parto

Oct 27, 2020

El famoso plan de parto: muchos lo mencionan pero pocos lo hacen o saben de qué se trata. Esta organización escrita puede ayudar mucho a aclarar dudas e informar al resto de tus decisiones a la hora del nacimiento. Aquí algunos tips de cómo hacerlo y qué ítems no pueden faltar.

El plan de parto es un documento en el cual se plasman las preferencias relacionadas al parto. Se puede usar para informar al equipo médico y familia sobre las decisiones de la madre con anticipación, y también es un método para ordenar las ideas y aclarar dudas sobre algunas temáticas.

No todas las áreas de maternidad de los hospitales tienen el mismo protocolo al atender a las madres que llegan a comenzar el trabajo de parto. Por lo tanto, elaborar un plan de parto da la oportunidad de dejar plasmado el protocolo con el cual queremos ser atendidas. 

Lo ideal es exponerlo al equipo médico con anterioridad al parto, para así si hay alguna preferencia de la mamá que no sea aceptada por el equipo o si los profesionales no se sienten cómodos con la decisión, puedan conversarlo de antemano o, incluso, cambiar de centro.

Qué es

El plan de parto es un documento que elabora la embarazada y el cual recoge sus decisiones y preferencias en cuanto al parto y el periodo posterior. Este se puede entregar al equipo de maternidad para comunicar lo deseado en cuanto a las intervenciones y tratos en el parto.

Es una especie de consentimiento informado por parte de la madre y de los doctores, que se comprometen a cumplir sus deseos mientras sea posible

Lo ideal es que se redacte con tiempo, pero si llegas con el plan el mismo minuto que te ingresan en la clínica para comenzar con el trabajo de parto, igual tiene que ser respetado. Se recomienda también mostrarlo y explicarlo al acompañante de parto para que sepa y haga respetar tus decisiones.

Se puede escribir en cualquier formato y orden, sin embargo, puede ser más fácil ir por tema. También puedes buscar ejemplos de plantillas en internet o en tu propio centro de salud.

Qué incluir

Para realizar un plan de parto personalizado debes incluir algunos puntos clave para el momento del parto y posterior a éste. 

  • Datos personales.

 

  • Elegir acompañante: es un día clave para la futura mamá y necesita un apoyo eficaz. Quizás sea la pareja, el padre del bebé, la mamá o una amiga quien queremos que nos acompañe durante el parto. Quizás quieras más de una persona. Y también puede ser que hay una o dos personas que definitivamente no quieres que entren a la sala. Déjalo por escrito y comunícaselo a los elegidos.

 

  • Intervenciones: este ítem es clave, ya que hay ciertas prácticas que podrían realizarse durante el parto y que tú no veas venir o no quieras. Por ejemplo, especifica si quieres que te rasuren el vello púbico o no. También puedes decidir si permites que te coloquen un edema o una vía en el brazo. Puedes solicitar que no te administren oxitocina sintética para acelerar las contracciones y, lo más importante, la realización de una episiotomía (corte en el periné). También puedes especificar que todo esto no se haga a no ser que sea absolutamente necesario.

 

 

  • Postura: elige en qué postura quieres dilatar y en cuál quieres dar a luz. 

 

  • Atención del bebé y madre tras el nacimiento: ¿quieres que te separen del bebé apenas nace o que lo dejen lo más posible junto a tí? ¿Quieres establecer un contacto piel con piel antes o después de que lo laven y revisen? También deberás decidir quién cortará el cordón umbilical y cuándo.

 

  • Lactancia: indica si quieres comenzar con la lactancia materna enseguida, si quieres ayuda de un especialista o que se genere un agarre con tiempo y más natural. Puedes avisar que no quieres que alimenten a tu bebé con mamadera o que use chupete.

Todas estas decisiones deberán ser respetadas por tu equipo médico, a menos que tu salud o la de tu bebé estén en situación de riesgo y se deba llevar a cabo otro procedimiento, lo que deberá ser explícitamente informado por tu médico.

Shares
Share This